Cómo celebrar bodas árabes

Si quieres celebrar un enlace por todo lo alto que, además, sea original y divertido, ¿has pensado en las bodas árabes? Veamos en qué consisten, cómo se celebran y qué elementos puedes exportar a tu día de las nupcias para diferenciarte del resto.

Las bodas árabes

Obviamente, la cultura árabe tiene sus particularidades a la hora de celebrar un enlace. Por ello, aunque generalizamos un poco, pues son muchos los países y cada uno tiene sus propias costumbres y tradiciones, sí que es cierto que se comparten ciertos rituales, como el mehndi

El escenario

El escenario es muy importante en una boda árabe. La puesta en escena es primordial en sus celebraciones. Se cuida mucho, es muy colorida y funciona muy bien en la celebración, da igual si es un enlace civil, religioso, occidental u oriental.

El ritual del hammam

Una bonita tradición es la del ritual del hammam. Probablemente sepas que este es un baño turco de vapor. Allí, la novia acude la noche antes como símbolo de purificación.

Si bien el simbolismo de este paso solo tiene sentido para los musulmanes, lo puedes aprovechar para tu despedida de soltera, para ir antes con tu pareja o incluso con tu familia. El significado que le queráis dar es cosa vuestra.

Después, al día siguiente de la boda, hombres y mujeres hacen una segunda celebración por separado. Sin embargo, en el caso de ellas, se organiza un evento menos serio, más divertido y con un toque exótico muy pronunciado.

El banquete del día siguiente se puede hacer tanto en casa como en un restaurante u hotel. O sea, que puedes elegir espacio público ya preparado o probar en un rincón más íntimo de tu hogar y, por supuesto, no hace falta que lo hagáis por separado. Tan solo tomad la decoración y el ánimo, cuando se hace de noche implementando una pasarela por la que llegarán los invitados con maquillajes y tocados exuberantes, llenos de sensualidad, vestidos ceñidos y mucha energía. Y no olvides usar tus protectores de tacones o cubretacones, siempre vitales.

¿Y la boda para los hombres?

Las bodas árabes en lo que respecta al género masculino pierde gracia, colorido y disfrute. Es más sencilla y, por lo general, aburrida. Por eso, si queremos aprovecharla para la celebración propia, habrá que echar imaginación.

El hombre árabe dedica el tiempo de antes, durante y después a rezar y charlar. Todo es mucho menos simbólico y colorido. Sin embargo, la comida sí que es importante, y se refleja en los banquetes en los que, según el dinero de la familia, serán más o menos opulentos.

El banquete

En el tema del banquete, recuerda que, si quieres dotar a tu boda de un toque árabe, has de optar por comidas muy aromatizadas. Eso sí, puedes añadir desde pastas hasta frutos del mar, y también dulces tradicionales de estas latitudes, que optan mucho por el pistacho y el fruto seco.

Sea como fuere, asegúrate de que la celebración es alegre, concurrida y divertida. Lo más importante es que las personas cercanas a ti disfruten de una boda árabe agradable, sorprendente y muy feliz.

Share on facebook Share on twitter Share on pinterest Share on telegram Share on whatsapp Share on email