Un tocador con historia – ;

Parecían abocados a ocultar, mas en este momento además los empleamos y nuestros hijos. Son productos cosméticos incombustibles, varios de centenarios y con gusto enteramente español, con una calidad contra la que no pudo ninguna firma de renombre. Prosiguen en venta, su estética solamente cambió, y en este momento vuelven a estar popular, por ese espíritu trendy que pone en valor productos históricos. “Hay una inclinación en todo el mundo a la melancolia y a regresar al pasado, quizá por los tiempos de crisis que vivimos”, afirma Ro Muñoz, creadora de Real Factoría De españa, una web de ventas en línea donde hallar productos españoles que pertenecen a nuestro imaginario.Agua de Azahar Luca de Tena

Construída en 1899, el agua de azahar Luca de Tena aún se genera hoy en Sevilla por los herederos de Torcuato Luca de Tena, principal creador de ABC (su familia impulsó una considerable industria de aceites y jabones antes del periódico). “Sus usos prosiguen siendo múltiples, desde aromatizar el roscón de Reyes a tónico facial para antes de reposar”, cuenta Ro Muñoz.

Botella original del agua fría de colonia Álvarez Gómez (1912-1920)

Edición particular del frasco de Álvarez Gómez para la conmemoración de su centenario

El agua fría de colonia Álvarez Gómez termina de cumplir un siglo y es un producto “que prosigue tan fresco”, bromea el asesor encargado de la firma, Rafael Muñoz. La fórmula es idéntica de la que empezó a construirse en la tienda de la calle Sevilla de La villa de madrid.



Testera y también interior de la perfumería Álvarez Gómez en 1928

Para cada frasco del agua fría concentrada de Álvarez Gómez de 750 mililitros se usan 150 limones y en su crónica vendió 10 millones de entidades. Hoy hay una gama completa de productos con este aroma que cautivó a celebrities desde Ava Gardner a Tony Curtis, que la adquirían en el momento en que visitaban La capital de españa.

Agua de colonia 1916

Obra del perfumista ruso Meisonier para la vivienda Myrurgia, establecida por el escultor catalán Esteban Monegal, el frasco y la decoración del Agua de Colonia 1916 están imbuidos por el espíritu Art Déco de la época, exactamente el mismo que le logró ganar la medalla de oro en la Exposición Universal en 1921. Desde el año 2000 forma parte al conjunto español popular y perfumes Puig. Su aroma es fresco y unisex.

Vaselina Gal

De diríase que es el cosmético más vendido de todo el mundo. “A nos la adquieren desde Australia o bien EE UU”, afirma Ro Muñoz. Se creó en 1870 mas no fue hasta principios del XX que Salvador Echeandía Gal empezó a comercializarla. En su pequeño envase con ilustraciones art déco, se prosigue utilizando para labios y pestañitas. Hoy además es del conjunto Puig.

Agua de colonia La Maja

Talco de La Maja en envase retro

Jabones de tocador de La Maja

Talco, jabón de tocador y agua de colonia constituyen la gama de productos La Maja, decorados con unos definitivos colores rojo y negro, exhibe de la pasión de españa que se oculta en una aroma centenario. Sus envases reproducen la imagen de Carmen Tórtola Valencia, una misteriosa bailarina que cautivó al público a inicios del XX con sus danzas orientales.



Maquillaje y rubor Maderas de Oriente

Maquillaje en polvo y en crema, y coloretes en numerosos tonos de Maderas de Oriente, siguen con exactamente los mismos elementos naturales y exactamente el mismo perfume floral y amaderado que emplearon nuestras abuelas. Nació en 1919 y los envases se inspiraban en las decoraciones de las vasijas del exótico Oriente, un destino muy popular en la época. Son de Nelia En todo el mundo Productos cosméticos, de Barna.

El tarro azul de Nivea es un tradicional incombustible en nuestros tocadores.







Distintas imágenes de propaganda vieja de Nivea de los años 1931 y 1936

Nada menos que 101 años tiene la lata azul de crema Nivea, la más identificable de todo el mundo. Comentan que el joven farmacéutico Oscar Troplowitz, dueño de Beiersdorf, y su conjunto eran siendo conscientes de que la muy blanca crema (nevosa significa blanca como la nieve) iba a cambiar el precaución de la piel. Todos los años se venden cien millones de latas en 200 países de todo el mundo.

La máscara de pestañitas waterproof de Helena Rubinstein fue una revolución en 1939

La primera máscara de pestañitas waterproof nació en el año 1939 y supuso una absoluta revolución cosmética. Helena Rubinstein eligió el espectáculo Aquacade de Billy Rose en la Feria mundial que se festejó en Novedosa York ese año como la posibilidad idónea para exhibir al planeta un producto totalmente nuevo.

No puede copiar el contenido de esta página
Send this to a friend